~ La sumisión NO es ser utilizado, la sumisión es ser útil.

~ La sumisión NO es pensar de ti mismo que eres menos, la sumisión es pensar menos en ti mismo.

~ La sumisión NO es lo que te hacen a ti, la sumisión es lo que tú puedes hacer por ella.


domingo, 21 de febrero de 2021

Cómo ser buena Ama

 


He recibido una consulta de una mujer dominante acerca de cómo avanzar en su camino femdom. Dice que ya tuvo relaciones en las que dominaba y cuidaba de ellos. No es habitual que alguien aclare este último punto así que me parece genial. Si tienes algo, lo cuidas porque es tuyo. Pero algunas cuidan más a sus zapatos que a los sumisos, a los que presumen de tratar como basura. En fin, relaciones tóxicas hay en todos lados.

La consulta se parece a otras que ya recibí en el pasado pero es diferente por un par de cuestiones. Ella ya se reconoce como dominante, no es como esas novatas totales que básicamente quieren complacer a sus hombres sumisos. Y luego dice que quiere desarrollar su parte como Ama, para lo cual pregunta por cursos o talleres. Intento retroceder a un punto parecido de mi pasado, cuando ya era Ama sin ponerle nombre, y confieso que jamás pensé que pudiera haber cursillos para esto.

No la critico por ello, simplemente me sorprende que alguien piense que esto se puede aprender o desarrollar en un curso, aunque hoy en día hay cursos para casi todo. Supongo que cuando hay dudas intentas explorar y ver la manera de avanzar de otra forma que no sea a base de ensayo y error. Creo que lo típico es buscar sumiso, probar, y aprender de la experiencia. Pero oye, a lo mejor nos podríamos ahorrar ir de relación en relación fallida si antes tuviésemos unas nociones teóricas. Al fin y al cabo llevo años dando una especie de cursillo desde el blog, aunque no esté organizado como tal, pero sí que está todo recopilado en mis libros. Aunque nadie escarmienta en cabeza ajena, me consta que mis libros ayudan, incluso los de ficción, aparte de que proporcionan ratos más que agradables, ya me entendéis.

Pero una cosa es teorizar y otra impartir un taller, con no sé qué contenido. ¿Clases prácticas de dominar a tu sumiso? Es que no lo veo, la verdad. No conozco este tipo de talleres más allá de clases de shibari o cosas así. Nos podemos quedar en la superficie y practicar protocolos, clases prácticas de usar una fusta o lo que sea, pero la idea que intento transmitir al hilo de esta consulta es que no se puede aprender a ser algo. O lo eres o no. Y me parece un poco preocupante que una mujer que ya sabe disfrutar dominando, que lo hizo de manera sana y positiva teniendo claro que ellos eran algo valioso a los que cuidar, ahora crea que le falta algo para ser “más Ama”.  

Así que voy a responder su consulta por aquí, entre otras cosas porque no ofrezco asesoramiento personalizado, y sobre todo por si le sirve a otras mujeres en la misma situación. También por aclarar la duda de muchos sumisos: ¿todas las mujeres dominantes son Amas, incluso sin saberlo? Pues no. Alguna habrá, pero es raro que no sepan lo que les atrae, por mucho que la sociedad ponga en un pedestal al modelo de macho alfa. Hay mujeres con pinta de mandonas que luego en la cama son gatitas obedientes, y ojo, viceversa. Entonces podríamos decir que un Ama es una mujer que asume la parte dominante en sus relaciones con sumisos. El par Ama-sumiso es lo que forma una relación femdom, obvio. Luego hay que ver la compatibilidad personal y de gustos dentro de la sexualidad no convencional: fetichismos, bondage, castidad, sado, etc.

Normalmente cuando se habla de ser Ama se centra todo en las sesiones bdsm, en la parafernalia, el cuero, las fustas, las prácticas, etc., empezando la casa por el tejado. Para mí todo eso es secundario y cualquiera puede hacer teatro en un momento dado, como demuestran las dóminas profesionales, que entran y salen del papel, o todos los que juegan a femdom-rol de espaldas a su vida vainilla.

Así que, ¿cómo ser “buena en esto”? La respuesta corta es, tú no necesitas nada más que ser tú misma. No sabes lo difícil que les resulta a los sumisos encontrar mujeres que se definan como dominantes por naturaleza, así que esa es la base. Lo malo es que muchos de ellos simplemente buscan que cualquier mujer les haga tal o cual cosa para cumplir una fantasía. Y si el sumiso es el que intenta llevar a la mujer a su terreno, ella se siente presionada para cumplir con un modelo de Ama porno o algo parecido.

Cada mujer debe conocer su camino dentro de la Dominación Femenina, y algunos sumisos malpensados podrán pensar que una mujer que necesita un cursillo es que realmente no lo lleva en la sangre. Ser Ama no es convertirte en otra persona ni hacer cosas muy alejadas de tu naturaleza, aunque muchas juegan un rato o se disfrazan de latex y hacen un teatro. Si no te va la ropa fetichista o directamente nunca te vistes de negro, no pasa nada, ponte seda roja. El hábito no hace al monje, aunque los sumisos, como todos los hombres, son muy visuales en los asuntos eróticos. Pero la mujer más sexy no es la que tiene medidas de modelo. Lo sexy es la actitud, la seguridad en una misma, que se note que estás a gusto contigo misma. Y si estás pendiente de no partirte la crisma subida a unos tacones imposibles, así es difícil transmitir nada de lo anterior.

La única diferencia si ahora estás con un hombre que dice abiertamente ser sumiso, en contraste con haber sido tú la parte dominante con chicos vainilla, es que él debería asumir su lugar fácilmente en la jerarquía femdom. Pero no por eso tienes tú que hacer algo extra, sino dejar libremente surgir de tu interior lo que realmente eres.

Lo del cursillo suena a “haz esto y lo otro”. Ser Ama es, para empezar, conocerte bien y saber lo que te funciona, cómodamente, sin presiones. No te sientas forzada a hacer lo que no te atrae y no dejes de hacer lo que te apetece, todo dentro de la cordura, el respeto y la salud. Si él tiene más experiencia que tú y te compara con otras Amas, tú le paras los pies y punto. Si no hay compatibilidad, pues nada, ya vendrá otro.

Este consejo sobra porque ya dices que cuidaste de tus parejas, pero no está de más decirlo, por si en el paso de ser “Ama de pleno” te pierdes un poco: no hagas daño nunca, ni física ni psicológicamente. Si notas que el sumiso tiene algún problema de este tipo, mejor que lo resuelva antes de dar el paso de empezar algo.

Si a pesar de lo que comento de que ser dominante y Ama es casi lo mismo, por no decir que es igual, aunque por ahí dicen que no eres Ama si no tienes sumiso, pero bueno; yo me defino como Ama porque a la hora de establecer relaciones, el único modelo que me funciona es el de Ama-sumiso. Como digo, si lo de Ama te parece que es más complicado, debes plantearte al principio de la relación hacia dónde quieres ir. En el pasado, ciertos sumisos con mil dudas me hicieron perder un tiempo valioso, y lo mismo les puede ocurrir a ellos si su supuesta Ama no se aclara.

Lo de ser “buena” Ama es un poco sinsentido. Las únicas Amas malas son las que buscan desplumar a los incautos, sacando dinero fácil de “cuatro tontos” según sus palabras, o las que maltratan para esconder sus frustraciones y complejos. Por lo demás, no hay dos relaciones iguales y hay que buscar lo que le funciona a cada cual. Si quieres hacer sesiones y luego olvidarte del tema, déjaselo claro, y que él haga lo mismo. La confusión más frecuente es que los sumisos en el fondo sean kinksters en busca de experiencias excitantes pero que se vendan como sumisos completos, o sea, complacientes más allá del sexo.

Puedes aprender a hacer bondage, por ejemplo, pero cuando hay sentimiento femdom y sentido común, hasta el nudo más sencillo basta para crear un momento mágico. Las técnicas se pueden aprender, las emociones no.

No dejes que te manden ellos con disimulo, a no ser que te guste lo de complacerlos y consentirlos. Utiliza tu experiencia previa, ya que la tienes, para saber lo que te gusta y lo que no. No empieces de cero, los hombres sumisos son como otros hombres, solo que con unos gustos determinados, y no esconden su naturaleza delante de una mujer complementaria.

Y para terminar, te animo a que te dejes de etiquetas y te lances sin mucho miedo. No sobran las mujeres que vivimos esto sin parafernalias, de forma natural y sin complejos, así que adelante. Si eres dominante de siempre y ahora vas a estar con un sumiso, no tengo mucho más que comentar, aparte de darte la enhorabuena.


Todos mis libros femdon en amazon 

2 comentarios:

  1. Hablando desde la inexperiencia... Realmente es posible que haya Amas o sumisos genéricos? Me refiero, se puede desarrollar la misma relación Ama-sumiso aunque no haya atracción o sentimientos?
    Creo que una buena relación en el campo de la dominación femenina, como cualquier otra, debería estar basada en la atracción, confianza y sentimientos mutuos.
    Supongo que puede ser que idealice mucho las cosas pero llamar a alguien a quien no conoces de nada, quedar e inmediatamente entrar en materia... No se... Me parece frio e insensible.
    No creo que sea cuestión de sota, caballo y rey, si no de conocerse muy bien y que surja la confianza que permita que vayan surgiendo las cosas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por lo que cuentan por ahí, hay gente que chasquea los dedos y se mete en un rol de Ama o de sumiso, casi con cualquiera. Se llama sesionar y se juntan incluso con desconocidos. A poco que alguien lea mi blog, sabrá que algo así está en las antípodas de mi enfoque de la Dominación Femenina. Por supuesto que necesito conexión, afinidad, atracción, etc. Doy fe de que es posible una relación en todos los aspectos entre una mujer dominante y un hombre sumiso. Lo otro nunca lo probé, no soy de relaciones de usar y tirar.

      Eliminar

Los comentarios anónimos no se publican.
Desde 25/5/18 blogger solo admite comentarios desde cuentas de Google, los publicados anteriormente con otras cuentas pasan a figurar como anónimos.