~ La sumisión NO es ser utilizado, la sumisión es ser útil.

~ La sumisión NO es pensar de ti mismo que eres menos, la sumisión es pensar menos en ti mismo.

~ La sumisión NO es lo que te hacen a ti, la sumisión es lo que tú puedes hacer por ella.


sábado, 5 de noviembre de 2011

El sumiso doméstico

Abrillanto tu casa a cambio de dominación”: mensaje real recibido por mí de un aspirante a sumiso, o tal vez de una empresa de limpieza con ideas de marketing avanzadas... A muchos hombres les fastidia hacer las tareas domésticas, lo mismo nos pasa a la mayoría de nosotras, pero la supuesta perversión del tema es obligar al hombre a realizar una tarea de cuarta categoría a la que se ha entregado la mujer durante milenios incluso con agrado y entusiasmo. Es decir, ese era su sitio natural según los peores machistas y, por tanto, si se trata de dominar al hombre, pues hay que joderlo igual que ha ocurrido con el 99,99% de las mujeres de otras épocas y algo menos de las actuales. Si se obliga al sumiso a disfrazarse de chacha ya se alcanza la releche de humillación y sometimiento. Esto enlaza con el sumiso feminizado, y la base es más o menos la misma. Para mí al menos esta variedad tiene una lógica ventaja, aunque según en qué manos dejemos la tarea puede ser una desventaja. Si el sumiso no tiene ni puta idea de coger una fregona y lo dejas un rato sin supervisión te puedes encontrar el suelo más sucio de lo que estaba antes, y lo mismo si lo pones a fregar platos o lo que sea.


Este es uno de los puntos del manual de la perfecta Ama (no escrito o no con este nombre...) que no suelo aplicar. El anuncio del quitagrasa dirigido por Bigas Luna tiene su aquel (sobre todo por ver al prota), pero dejemos clara una cosa: el hecho de que sea excitante para el Ama y humillante para el sumiso parte de la desigualdad en estas y otras cuestiones. Si el machito español hiciera por iniciativa propia las tareas de manera natural, este tipo de sumisión iba a durar dos telediarios.


También ocurre que es un servicio que ofrecen algunos a cambio de dominación, como bien ilustra el mensaje de arriba. A mí esto me parece lo mismo que la sumisión financiera mal entendida. Una forma de comprarte, de chantajearte. Una cosa es que yo ordene que me dejen la casa como los chorros del oro porque me apetezca y otra cosa muy distinta es que un tío pretenda meterse en mi casa vestido de maruja a pasar el plumero las 24 horas del día a cambio de no se sabe muy bien qué. Algunos son hombres mayores y poco atractivos que disfrutan con el travestismo y que dejan bien claro que no buscan sexo (la mayoría no está ya para muchos trotes).


Como he dicho en otras ocasiones, como faceta suelta me puede interesar, pero en exclusiva, una chacha doméstica no me sirve para lo que yo busco. Podría utilizarlos y abusar de la situación, pero no busco un abuso sino una entrega real.

video


video

16 comentarios:

  1. Saludos;

    El tema de la esclavitud doméstica es, como todo, una práctica más que, como bien dices, se puede usar en un momento dado para crear morbo, juego, fantasía, etc...siempre dentro de un contexto. Si se hace de forma a) reiterada b) para aprovecharse de ello sin más fin pues en el fondo no deja de ser....eso, una práctica reiterada que supongo dará placer a aquellos quienes lo hacen una y otra vez, pero coincido contigo en que es algo un tanto limitado.

    No obstante lo anterior, ruego me dejes poner el siguiente anuncio:

    Sumiso recién transformado en Amo, más duro que el pan del CARREFOUR a la mañana siguiente, busca MUJER, HOMBRE O TRAVESTI sumiso-chacha que guste de venir a mi casa y hacer las tareas básicas del hogar, especialmente la de planchar que con estas camisas tan raras que me compro en el mercadillo me quedan siempre arrugadas. Me da igual si no tiene mucha idea, con que ponga ilusión y ganas ya lo hará mejor que yo...digo, joder, que para coger una fregona no hace falta estudiar, más vale que se pueda comer en el suelo de lo limpio que esté o...o...o...er....¿qué se hace a uno de éstos si lo hacen mal? o lo que sea, y como el sumum de la dominación yo me iré al bar a tomarme un cortao mientras tanto. Se ruega no limpiar en la habitación de los tebeos ni hacer preguntas sobre las manchas extrañas en la ropa interior. Si hay alguien interesado/a, que silbe.

    Spirit

    ResponderEliminar
  2. "He ido a pasar unos dias a casa de mi madre (83,anda con muletas) y como creo que le viene bien andar,la he invitado a tomar un café por ahí.

    Después de un par de horas,entre el paseo y el cafetito, ya da síntomas de cansancio por lo que he decidido llevarla de regreso a casa.

    Cuando llegamos,ella se cambia de ropa y se va a la cocina a hacer la comida,mientras yo cojo el mando de la tele y me tumbo en el sofá.."

    Buenos dias Ama S. :

    Sinceramente,me duele en el alma que mi madre tenga que trabajar haciendo la comida cuando ella está mucho más cansada que yo,obviamente.

    Pero no tengo otro remedio porque ella es la que sabe cocinar y además muy bien.

    Por eso,he decidido compensarla en lo que pueda-pelando patatas o algo de eso-,y después de comer,le ofreceré el mando de la tele mientras yo recojo la mesa,lavo los platos y barro y friego la cocina.."

    Toda esta paja que acabo de escribir es sólo para justificar mi idea de que los hombres hacemos tareas domésticas,bien por amor hacia familiares mayores o bien como ayuda a la pareja.

    Lo de tener a las mujeres de esclavas domésticas ya se acabó afortunadamente y por eso no creo que esto sea un buen ejemplo para "medir" el grado de sumisión de los hombres porque muchos lo haríamos de una forma natural sin ver en ello ningún castigo ni sentir ningún esfuerzo.(aparte,no tengo claro por qué hay que castigar a los sumis,si somos buenos,por qué hacerlo?)

    Tiene que haber otras cosas más potentes que eso para demostrar esa sumisión.


    Saludos.

    ResponderEliminar
  3. espartaco, aprovecho para recomendarte que aprendas a cocinar, no solo por tu madre o por otras mujeres (que también) sino por ti mismo :)

    ResponderEliminar
  4. De entrada no comparto una idea de espartaco, la de que se hacen las tareas "como ayuda a la pareja", ya que con esa idea ya dejas claro que piensas que la obligación es de la pareja, y que tú, voluntariamente, te ofreces a ayudarla, como un favor, vamos, como si tú no ensuciaras ni comieras.

    Y ya entrando en la opinión de Ama S. creo que el que un sumiso se ofrezca como sumiso doméstico no debe ser visto com algo aislado. Es decir, evidentemente un Ama aceptara a un sumiso en su conjunto, no solo porque sea buen sumiso doméstico. Y en el día a día el que el sumiso acepte tener la obligación de realizar las tareas de la casa creo que es algo a ver como una faceta más en la que el sumiso se ofrece a obedecer a su ama y a descargarla de tareas. Lo criticable sería lo contrario, que solo pretenda el sumiso serlo en cuestiones sexuales, donde quiza solo buscaria su propia gratificación personal. Y otra cuestión es que el sumiso que pretenda asumir ese cuidado de la casa se supone que habrá aprendido previamente a realizarlas bien, que no querrá ser enseñado por el Ama, independientemente de que ella pueda ajustar o corregir ciertas cuestiones puntuales de como el sumiso las realiza.

    ResponderEliminar
  5. El caso que comento es justamente ofrecerse como sumiso doméstico de manera aislada, nada más. Y me he encontrado el caso muchísimas veces. Yo pregunto si buscan sumisión sexual y me dicen que no. Es algo que no entiendo y que de manera aislada como digo no me interesa para nada. El sumiso supongo que encuentra excitación sexual por este medio o disfruta con la humillación o con la disciplina. En cualquier caso en el fondo es él el que resulta servido y realizado. Tal vez es el tipo de sumiso ideal cuando el Ama ya no tiene interés sexual de ningún tipo. Tal vez me busque uno de estos para cuando sea una ancianita...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que si yo fuera sumiso doméstico intentaría , ya puestos, sacar un sobresueldo al asunto. Podría ofrecerme , eso sí, por debajo del precio de mercado para tener más posibilidades.

      La duda que me plantean es.... hay que darles de alta en la seguridad social ?

      Eliminar
  6. Perdone por el comentario que hice, es lógico que si usted plantea algo, será por algo. Estoy de acuerdo con que no tiene mucho sentido ese tipo de sumisión tan cerrada a lo doméstico nada más y que el único beneficiado es el sumiso, y que una relación DF debe abarcar más facetas. A raíz de esto me he animado a escribir una reflexión, que le animo a echar un vistazo. Gracias.

    pepa

    http://sumisopepa.blogspot.com/2012/01/un-ama-prefiere-un-sumiso-ya-hecho-o.html

    ResponderEliminar
  7. Hola.

    Bueno, jejeje.... sin entrar en profundidad en el tema en cuestión, y de si hay o no un trasfondo de machismo en ello (ni nunca me lo planteé), simplemente me quedo en una pequeña pero significativa anécdota; hace unos años, saliendo por ahí de copas, estuve toda una noche hablando con una amiga de un colega que conocí esa noche. Fue una de esas personas con la que te encuentras tremendamente a gusto, con una gran sonrisa, divertida, agradable y guapa (y que me dijo, con una mirada llena de intenciones: “es bonito tener un lado oscuro”. Se me quedó grabado). Con un sólo un defectillo.... tenía novio (sob!). Bueno, el caso es que al estar ya estando muy avanzada la noche, anunció que se iba (estábamos en la calle, decidiendo ir a otro bar. Me acuerdo). El caso es que dijo que además quería irse no muy tarde porque tenía que levantarse a hacer la cocina y la casa, que tenía el piso un poco mal. ¿Y qué es lo que dije yo sin pensar? Pues “si quieres, voy a tu casa, y mientras tu duermes y descansas, te hago las cosas” (vale, estaba un poco perjudicado...). El caso es que lo dije completamente en serio. En esos momentos hubiese trabajado horas en su casa hasta dejársela como los chorros del oro. La chica se rió, no sabiendo muy bien si la cosa iba en serio. Y otro que se rió, o más bien se descojonó de mí, fue un amigo, que supo que yo no lo decía por decir.

    Pues eso.

    Un saludo :)

    ResponderEliminar
  8. Desde mi humilde opinion y mi experiencia personal yo veo este tema de dos maneras dentro del BDSM. A ver si logro explicarme.
    Puedes aceptar la servidumbre, servicio domestico o "esclavitud" como un juego mas dentro de la D/s. La parafernalia que le rodea supone un estimulo para los sentidos de ambos y da pie a situaciones morbosas. Pero luego, dependiendo el tipo de ralacion que Am@ y sumis@ hayan "pactado" esta el nivel de servidumbre que se desea o se proporcionara en el dia a dia, este utlimo caso lo sitamos mas frecuentemente en las relaciones 24/7. De todas formas y para concluir. Hay comentarios de este post que no me gustan porque se mueven entre la frontera de la relacion vainilla y el bdsm. Las comparaciones con la vida cotidiana de todo ser humano... no valen, sobran. Hablamos de BDSM.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para mí un sumiso no es un criado, aunque a ratos pueda serlo. Respecto a los comentarios, cada uno se retrata con sus palabras ;)

      Eliminar
    2. Creo que el hecho de que un hombre limpie en casa de una mujer forma parte de la relación de Dominación/Sumisión, aunque lógicamente, no puede entenderse de forma aislada, y siempre va a ir acompañada de otras prácticas. Concretamente, yo he comenzado una relación limpiando para ella el primer día que entraba en su casa. Lógicamente, antes de ir a limpiar para ella, manifestó previamente bastante signos de dominación fuera de casa, concretamente en nuestro centro de trabajo común y delante de nuestros compañeros de trabajo. Después de mostrarle mi predisposición a agradarla, y de sentir mutualmente una conexión especial, fue ella la que me propuso que fuera a limpiar en su casa, y yo lo acepté. Y desde entonces, he ido a limpiar para ella muchas veces. Ni que decir tiene, que yo no suelo ensuciarla, dado que no vivo allí de forma continuada, con lo que no creo que se pueda encontrar ninguna connotación machista en el hecho ser su criado.
      Por otro lado, no entiendo eso de que hay sumisos que disfrutan con el mero hecho de limpiar en sí mismo. A mí no me gusta limpiar, pero sí siento excitación en saber que limpio para ella, y que estoy esforzándome en limpiar en su casa con la finalidad de agradarla.
      Por otro lado, es evidente que siempre que he ido a limpiar a su casa, he esperado que hubiera otras prácticas después. Y unas veces las ha habido, mientras que otras me ha ordenado que me ponga la ropa de calle y me marche. Es lo que tiene este tipo de relaciones, que ella es la que decida lo que hay en cada momento...

      Eliminar
  9. Buenos días Sra Ama S. He leído en su blog que éste trata de Dominación Femenina y no de Femdom. Con Su permiso y todo mi respeto me gustaría sugerirle si tuviera a bien. Publicara un post sobre este tema, bien es cierto que no he leído en su totalidad Su blog, de haber tratado ya este tema, mis disculpas por adelantado, gracias.Atentamente, un sumiso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Femdom es la abreviatura en inglés de Dominación Femenina, por tanto es lo mismo. Hago la distinción frente al BDSM. Lo primero es sentimiento, identidad y forma de vida. Lo segundo es juego de roles. Hay una entrada sobre esto, la más leída de hecho como se ve en la lista lateral:
      http://amabuscasumisoverdadero.blogspot.com.es/2012/02/sumisos-de-bdsm-y-sumisos-de-dominacion.html

      Eliminar
  10. No encontré un mejor tema dentro del blog para compartir mi experiencia, incluso pensar la situación me excita y entusiasma, desde hace dos meses me he sometido financiera y domésticamente a una mujer cuya profesión (símbolo y raíz de su independencia) ha caído en decadencia.

    Hace algunos años cuando la conocí no se dignó en prestarme atención pero su actual condición ha despertado en ella la autoridad para convencerse de merecer la vida que a mi costa ha adoptado.

    Comencé pagando eventualmente la renta de su apartamento para cubrirla en un mes que entendió como atípico y pasajero, ahora, asumo los gastos de su servidumbre, renta, movil, internet, comida y gastos básicos en general. Al principio se negaba y sorprendía timidamente de mi interés por ayudarla incondicionalmente, al día de hoy entendió y asumió su capacidad de conseguir de mí, cubrir todas y cada una de sus necesidades.

    Desde hace unos días es capaz de pedirme que haga la limpieza de su casa mientras pasa un fin de semana con el amante que ha conocido apenas unos días atras.

    He comprado el boleto de su viaje a España para pasar unas semana con su madre a quien me pidió traer para vivir a su lado.

    Estoy consciente que en algún momento será insostenible todo esto pero hoy nada me motiva mas que sus exigencias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo tengo mi opinión sobre esa clase de "femdom":
      http://amabuscasumisoverdadero.blogspot.com.es/2014/01/perversidad-aprovechadas-y-soplagaitas.html

      Y sobre cuernos ya es que ni opino, que bastante me asquea el tema.

      Eliminar

Los comentarios anónimos no se publican.